Familias tipográficas

Vamos a conocer las familias tipográficas y sus grupos y clasificaciones. Estudiamos las partes de una legra para identificar las características de una tipografía y luego vemos las familias principales.

En este artículo vamos a hacer un estudio en profundidad a la tipografía, estudiando principalmente las familias tipográficas y sus características. Pero para poder abordar este asunto tenemos que comenzar observando cuáles son las partes de una letra, de modo que conozcamos varios conceptos relacionados con el mundo de las tipografías.

Este artículo del Curso práctico de diseño web está dividido en grandes bloques que te ayudarán a acompañar el contenido. Primero hablaremos de las partes de una fuente, para aclarar esos conceptos básicos, luego sobre las familias tipográficas y por último nos centraremos en las principales familias que encontramos en todo sistema informático las fuentes con "serifa" y sin "serifa".

Es un tema apasionante que seguro que te interesará, puesto que hoy un alto porcentaje de las decisiones a nivel de diseño se centran en la elección correcta de las tipografías. Es una realidad que habrás observado en todas las grandes empresas que tienen un espectacular diseño web, donde se trabaja de manera muy detallista con las tipografías.

Las partes de una letra

Se da el nombre de letras (del latín littera) al conjunto de los gráficos usados para representar un lenguaje. Sus equivalente en tipografía e imprenta son tipo (del latín typus, del griego typos, modelo o carácter grabado), que define a los signos que se emplean para la ejecución de los moldes tipográficos, y carácter (del griego charakter), resultado de la impresión de los tipos.

Tipo de imprenta

Para poder definir con claridad y precisión una letra se distinguen en ella diferentes partes, cuyos nombres son a veces similares a los de la anatomía humana, entre las que podemos destacar las siguientes:

Partes de una letra

  • Altura de las mayúsculas: altura de las letras de caja alta de una fuente, tomada desde la línea de base hasta la parte superior del carácter.
  • Altura de la x o altura X: altura de las letras de caja baja excluyendo los ascendentes y los descendentes.
  • Anillo u hombro: asta curva cerrada que encierra el blanco interno en letras tales como en la b, la p o la o.
  • Asta: rasgo principal de la letra que define su forma esencial. Sin ella, la letra no existiría.
  • Asta ascendente: asta de la letra que sobresale por encima de la altura x, como en la b, la d o la k.
  • Asta descendente: asta de la letra que queda por debajo de la línea de base, como en la p o en la g.
  • Astas montantes: astas principales verticales u oblicuas de una letra, como la L, B, V o A.
  • Asta ondulada o espina: rasgo principal de la S o de la s.
  • Asta transversal o barra: rasgo horizontal en letras como la A, la H, f o la t.
  • Basa: proyección que a veces se ve en la parte inferior de la b o en la G.
  • Blanco interno: espacio en blanco contenido dentro de un anillo u ojal.
  • Brazo: parte terminal que se proyecta horizontalmente o hacia arriba y que no está incluida dentro del carácter, como ocurre en la E, la K, la T o la L.
  • Bucle u ojal: porción cerrada de la letra g que queda por debajo de la línea de base. Si ese rasgo es abierto se llama simplemente cola.
  • Cartela: trazo curvo o poligonal de conjunción entre el asta y el remate.
  • Cola: asta oblicua colgante de algunas letras, como en la R o la K.
  • Cola curva: asta curva que se apoya sobre la línea de base en la R y la K, o debajo de ella, en la Q. En la R y en la K se puede llamar sencillamente cola.
  • Cuerpo: altura de la letra, correspondiente en imprenta a la  del paralelepípedo metálico en que está montado el carácter.
  • Inclinación: ángulo del eje imaginario sugerido por la modulación de espesores de los rasgos de una letra. El eje puede ser vertical o con diversos grados de inclinación. Tiene una gran importancia en la determinación del estilo de los caracteres.
  • Línea de base: línea sobre la que se apoya la altura de la x.
  • Oreja o Ibulo: pequeño rasgo terminal que a veces se añade al anillo de algunas letras, como la g o la o, o al asta de otras como la r.
  • Serif, remate o gracia: trazo terminal de un asta, brazo o cola. Es un resalte ornamental que no es indispensable para la definición del carácter, habiendo alfabetos que carecen de ellos (sans serif).
  • Vértice: punto exterior de encuentro entre dos trazos, como en la parte superior de una A, o M o al pie de una M.

Estas son las partes fundamentales de una letra. Si bien no es imprescindible su conocimiento para el uso común de letras y fuentes en diseño gráfico y web, sí que es importante distinguirlas en el caso de tener que crear una familias tipográficas especiales para un trabajo determinado, ya que van a definir las características comunes que deben reunir las letras de la misma para mantener un estilo propio.

Propiedades comunes en la familia Times New Roman

Familias tipográficas

Una familia tipográfica es un grupo de signos escriturales que comparten rasgos de diseño comunes, conformando todas ellas una unidad tipográfica. Los miembros de una familia (los tipos) se parecen entre si, pero también tienen rasgos propios.

Las familias tipográficas también son conocidas con el nombre de familias de fuentes (del francés antiguo fondre, correspondiente en español a derretir o verter, refiriéndose al tipo hecho de metal fundido). Una fuente puede ser metal, película fotográfica, o medio electrónico.

Existen multitud de familias tipográficas. Algunas de ellas tienen más de quinientos años, otras surgieron en la gran explosión creativa de los siglos XIX y XX, otras son el resultado de la aplicación de los ordenadores a la imprenta y al diseño gráfico digital y otras han sido creadas explícitamente para su presentación en la pantalla de los monitores, impulsadas en gran parte por la web.

Unas y otras conviven y son usadas sin establecer diferencias de tiempo, por lo que es necesario establecer una clasificación que nos permita agrupar aquellas fuentes que tienen características similares.

Son muchos los intentos por lograr agrupar las formas tipográficas en conjuntos que reúnan ciertas condiciones de igualdad. Generalmente están basados en la fecha de creación, en sus orígenes dentro de las vertientes artísticas por las que fueron influenciadas o en criterios morfológicos.

Los sistemas de clasificación de fuentes más aceptados son:

Clasificación de Maximilien Vox (1954)

Divide las familias en:

  • Humanas
  • Garaldas
  • Reales
  • Didonas
  • Mecanos
  • Lineales
  • Incisas
  • Scriptas
  • Manuales
Clasificación de Robert Bringhurst

Divide las fuentes en:
  • Renacentistas
  • Barrocas
  • Neoclásicas
  • Románticas
  • Realistas
  • Modernistas geométricas
  • Modernistas líricas
  • Posmodernistas
Clasificaciones ATypI

La ATYPI (Asociación Tipográfica Internacional, http://www.atypi.org/), con objeto de establecer una clasificación general de las familias tipográficas, realizó en 1964 una adaptación de la clasificación de Maximilien Vox, conocida comoVOX-ATypI.

Clasificación VOX-ATypI

Esta clasificación está relacionada también con la evolución de las familias tipográficas a lo largo de la historia, aunque modifica ciertos elementos de la clasificación de VOX..

Evolución de los remates en los carcteres

Otra clasificación de fuentes de la ATypI, evolución de la anterior, es la basada en la agrupación de fuentes por características comunes, normalizada con el nombre DIN 16518.

Divide las familias tipográficas en los siguientes grupos:

Clasificación DIN 16518

Romanas

Formado por fuentes que muestran influencias de la escritura manual, en concreto de la caligrafía humanista del s. XV, y también de la tradición lapidaria romana, donde los pies de las letras se tallaban para evitar que la piedra saltase en los ángulos.

Las fuentes Romanas son regulares, tienen una gran armonía de proporciones, presentan un fuerte contraste entre elementos rectos y curvos y sus remates les proporcionan un alto grado de legibilidad.

Fuentes Romanas

Las Romanas se dividen cinco grupos fundamentales:
  • Antiguas: también llamadas Garaldas (por Garamond), aparecen a fines del siglo XVI en Francia, a partir de los grabados de Grifo para Aldo Manuzio. Se caracterizan por la desigualdad de espesor en el asta dentro de una misma letra, por la modulación de la misma y por la forma triangular y cóncava del remate, con discretas puntas cuadradas. Su contraste es sutil, su modulación pronunciada, cercana a la caligrafía, y su trazo presenta un mediano contraste entre finos y gruesos. Entre ellas destacan las fuentes Garamond, Caslon, Century Oldstyle, Goudy, Times New Roman y Palatino.
  • De Transición: se manifiestan en el siglo XVIII y muestran la transición entre los tipos romanos antiguos y los modernos, con marcada tendencia a modular más las astas y a contrastarlas con los remates, que dejan la forma triangular para adoptar la cóncava o la horizontal, presentando una gran variación entre trazos. Esta evolución se verificó, principalmente, a finales del siglo XVII y hasta mediados del XVIII, por obra de Grandjean, Fournier y Baskerville. Ejemplos de este grupo son las fuentes Baskerville y Caledonia.
  • Modernas: aparecen a mediados del siglo XVIII, creadas por Didot, reflejando las mejoras de la imprenta. Su característica principal es el acentuado y abrupto contraste de trazos y remates rectos, lo que origina fuentes elegantes a la vez que frías. Sus caracteres son rígidos y armoniosos, con remates finos y rectos, siempre del mismo grueso, con el asta muy contrastada y con una marcada y rígida modulación vertical. Resultan imponentes a cuerpos grandes, pero acusan cierta falta de legibilidad al romperse los ojos del carácter, al componerse a cuerpos pequeños y en bloques de texto corrido. Ejemplos destacables podrían ser Firmin Didot, Bodoni, Fenice y Modern Nº 20.
  • Mecanos: son un grupo aislado que no guarda ninguna semejanza constructiva con el resto de los tipos romanos con remate, tan solo el hecho de poseer asiento sus caracteres. No tienen modulación ni contraste. Entre sus fuentes podemos destacar Lubalin y Stymie.
  • Incisas: otro grupo aislado dentro de las romanas, al igual que las mecanos, son letras en la tradición romana más antigua, ligeramente contrastadas y de rasgo adelgazado ahusado. No se puede hablar de remates, pero sus pies abocinados sugieren, tal como ocurre con las serif, una línea imaginaria de lectura. Su ojo grande y sus ascendentes y descendentes finos, hacen de él un tipo que, aunque es extremadamente difícil de digitalizar, es muy legible a cualquier cuerpo. A pequeña escala, puede confundir y parecer de palo seco al perderse la gracia de su rasgo. Como ejemplos podemos citar las fuentes Alinea y Baltra.
Palo Seco

Las fuentes Palo Seco se caracterizan por reducir los caracteres a su esquema esencial. Las mayúsculas se vuelven a las formas fenicias y griegas y las minúsculas están conformadas a base de líneas rectas y círculos unidos, reflejando la época en la que nacen, la industrialización y el funcionalismo.

Fuentes Palo Seco

También denominadas Góticas, Egipcias, Sans Serif o Grotescas, de dividen en dos grupos principales:
  • Lineales sin modulación: formadas por tipos de un grosor de trazo uniforme, sin contraste ni modulación, siendo su esencia geométrica. Admiten familias larguísimas, con numerosas variantes, aunque su legibilidad suele ser mala en texto corrido. Ejemplos de este tipo serían Futura, Avant Garde, Eras, Helvética, Kabel y Univers.
  • Grotescas: caracterizadas porque el grosor del trazo y el contraste son poco perceptibles y por ser muy legibles en texto corrido. La principal fuente de este tipo es Gill Sans.
Rotuladas

Las fuentes rotuladas advierten más o menos claramente el instrumento y la mano que los creó, y la tradición caligráfica o cursiva en la que se inspiró el creador.

Fuentes Rotuladas

Existen tres grupos principales de fuentes rotuladas:
  • Caligráficas: aglutina familias generadas con las influencias más diversas (rústica romana, minúscula carolingia, letra inglesa, caracteres unciales y semiunciales), basadas todas ellas en la mano que las creó. Con el tiempo la escritura caligráfica se hizo cada vez más decorativa. En la actualidad se utiliza en invitaciones a ceremonias o determinados acontecimientos. Como ejemplos de este tipo podemos citar las fuentes American Uncial, Commercial Script, Cancelleresca Seript, Bible Seript Flourishes, Zapf Chancery, Young Baroque.
  • Góticas: de estructura densa, composición apretada y verticalidad acentuada, manchan extraordinariamente la página. Además, no existe conexión entre letras, lo que acentúa más su ilegibilidad. Ejemplos de este tipo son Fraktur, Old English, Koch Fraktur, Wedding Text, Forte Grotisch.
  • Cursivas: suelen reproducir escrituras de mano informales, más o menos libres. Estuvieron muy de moda en los años 50 y 60, y actualmente se detecta cierto resurgimiento. Ejemplos: Brush, Kauffman, Balloon, Mistral, Murray Hill, Chalk Line y Freestyle Script.
Decorativas

Estas fuentes no fueron concebidas como tipos de texto, sino para un uso esporádico y aislado.

Fuentes Decorativas

Existen numerosas variaciones, pero podemos distinguir dos grupos principales:
  • Fantasía: similares en cierto modo a las letras capitulares iluminadas medievales, resultan por lo general poco legibles, por lo que no se adecuan en la composición de texto y su utilización se circunscribe a titulares cortos. Ejemplos de este tipo son las fuentes Bombere, Block-Up, Buster, Croissant, Neon y Shatter.
  • Época: pretenden sugerir una época, una moda o una cultura, procediendo de movimientos como la Bauhaus o el Art Decó. Anteponen la función a lo formal, con trazos sencillos y equilibrados, casi siempre uniformes. Muy utilizados en la realización de rótulos de señalización de edificios y anuncios exteriores de tiendas. Ejemplos de este grupo son Futura, Kabel, Caslon Antique, Broadway, Peignot, Cabarga Cursiva, Data 70, LCD, Gallia.
Variantes de una familia

Dentro de cada familia, las variables tipográficas permiten obtener diferentes soluciones de color y ritmo. Las variables constituyen alfabetos alternativos dentro de la misma familia, manteniendo un criterio de diseño que las "emparenta" entre sí.

Variantes de la fuente Helvetica

Las variaciones de una fuente se obtienen modificando propiedades como:
  • El cuerpo o tamaño: mayúsculas, minúsculas y capitales.
  • El grosor del trazado: ultrafina, fina, book, redonda, media, seminegra, negra y ultranegra.
  • La inclinación de los ejes: redonda, cursiva e inclinada.
  • La proporción de los ejes: condensada, comprimida, estrecha, redonda, ancha, ensanchada y expandida.
  • La forma del trazado: perfilada, sombreada, etc.
  • Otras variantes de una fuente incluyen versalitas, números, números antiguos, símbolos de puntuación, monetarios, matemáticos y misceláneos, etc.
Algunas familias poseen muchas variaciones, otras sólo unas pocas o ninguna, y cada variación tiene un uso y una tradición, que debemos reconocer y respetar.

Fuentes Serif y fuentes Sans Serif

Una clasificación de las familias de fuentes mucho más general que la DIN 16518-AtypI, pero muy utilizada en medios digitales, es la que divide las familias tipográficas en Serif y Sans Serif.

Las fuentes serif o serifas tienen origen en el pasado, cuando las letras se cincelaban en bloques de piedra, pero resultaba difícil asegurar que los bordes de las letras fueran rectos, por lo que el tallador desarrolló una técnica que consistía en destacar las líneas cruzadas para el acabado de casi todas las letras, por lo que las letras presentaban en sus extremos unos remates muy característicos, conocidos con el nombre de serif.

Fuente Serif

Otra particularidad común de las fuentes serif, derivada del hecho de que las tipografías romanas se basaban en círculos perfectos y formas lineales equilibradas, es que las letras redondas como la o, c, p, b, etc, tienen que ser un poco más grandes porque opticamente parecen más pequeñas cuando se agrupan en una palabra junto a otras formas de letras.

El grosor de las líneas de las fuentes serif modernas también tiene su origen en la historia. Las primeras se realizaron a mano implementando un cálamo, permitiendo la punta plana de la pluma distintos grosores de trazado. Esta característica se ha conservado por la belleza y estilo natural que aporta a las letras.

Las fuentes serif incluyen todas las romanas. Son muy apropiadas para la lectura seguida de largos textos, ya que los trazos finos y los remates ayudan al ojo a fijar y seguir una línea en un conjunto de texto, facilitando la lectura rápida y evitando la monotonía.

Como ejemplos de fuentes serif podemos citar Book Antiqua, Bookman Old Style, Courier, Courier New, Century Schoolbook, Garamond, Georgia, MS Serif, New York, Times, Times New Roman y Palatino.

Las fuentes sans serif o etruscas hacen su aparición en Inglaterra durante los años 1820 a 1830. No tienen remates en sus extremos (sin serif), entre sus trazos gruesos y delgados no existe apenas contraste, sus vértices son rectos y sus trazos uniformes, opticamente ajustados en sus empalmes. Representan la forma natural de una letra que ha sido realizada por alguien que escribe con otra herramienta que no sea un lápiz o un pincel.

Fuente Sans Serif

Asociados desde su inicio a la tipografía comercial, su legibilidad y durabilidad los hacían perfectos para impresiones de etiquetas, embalajes, envolturas y demás propósitos comerciales. Aunque este uso motivó que fueran despreciados por aquellos que se preocupaban por los tipos bellos y la impresión de calidad.

Poco a poco las fuentes sans serif fueron ganando terreno a las serif. Una de las razones de su triunfo fue que los modernos métodos mecánicos de fabricación de los tipos estaban especialmente bien adaptados para este particular estilo de letra. Otro, que la ausencia de remates y sus trazos finos las hacían muy apropiadas para letras grandes usadas en unas pocas palabras para ser vistas a una cierta distancia, como es el caso de rótulos, carteles, etc., elementos de comunicación cada vez más en auge.

Las fuentes sans serif incluyen todas las Palo Seco, resultando especialmente indicadas para su visualización en la pantalla de un ordenador, resultando muy legibles a pequeños tamaños y bellas y limpias a tamaños grandes. Sin embargo, no están aconsejadas para textos largos, ya que resultan monótonas y difíciles de seguir.

Entre las fuentes sans serif se encuentran Arial, Arial Narrow, Arial Rounded MT Bold, Century Gothic, Chicago, Helvetica, Geneva, Impact, Monaco, MS Sans Serif, Tahoma, Trebuchet MS y Verdana.

Autor

Luciano Moreno

Consultor, diseñador y desarrollador web en ParaRedeBJS. Especialista en usabillidad y diseño centrado en el usuario.

Compartir

Comentarios

maria jose!

14/9/2009
una preguntita!
holas!...mira tengo una duda ...se me mesclo to!...esta mui buena la informacion pero a mi me cuesta un poquito por eso no pude entender algunas cosas...como por ejemplo vos me podraias mandar un meiil...con por ejemplo 7 familias..y de ellas cada clasificacion..???......por q lei to...pero no entendi va talvez si pero yo creo q no....por ejemplo esta bn si yo digo q las romanas es una de las familias?...pero las sin serif tambien es una familia?....las egipcias...las hibridas la script y las micelaneas...q son?...familias?....!
bueno espero tu respuesta...igual gracias por leer!..


majo

chabely

12/10/2009
familias tipograficas
Excelente trabajo, conciso, preciso, y todo lo que termine en iso xD!!!!!
graciaaaas!!!! ^^

p-caz

10/11/2009
Para maria jose
Hola maría jose, tal vez no entendiste nada por que si como escribes lees, estas perdida y será inútil que te envíen cualquier información extra, mejor estudia ortografía y un tallercito de lectura no te vendría mal. Con todo respeto para ti y para tus deseos de aprender. No pierdas el ánimo.

Juliet

15/2/2010
pregunta
HOla, me parece muy buena la informacion, pero bueno quisiera, si se puede, saber de que fuente se tomo.
GRacias

hikuritabruja

23/2/2011
Opinión
Me ha parecido muy buena tu información y sobre todo útil, esbozas muy bien las características de las tipografías que mencionas, pero para que sea aún más efectiva tienes que añadir la fuente de donde has extraído está información, o si es de tu autoría debieras indicarlo.

natalia taborda

02/4/2014
esta suuuuuuuuuuuuper buena la informacion muchas gracias
esta suuuuuuuuuuuuper buena la informacion muchas gracias

juancarlos

03/3/2015
DUDA
Por qué se denominan familias tipográficas y no "ESTILOS TIPOGRAFICOS"? Pues al momento en que uno concibe una familia tipográfica (ya sea de estilo que sea) no esta creando una nueva familia sino más bien se esta basando en el estilo de una de las principales familias tipográficas.
En todo caso lo correcto seria decir que uno esta diseñando una subfamilia de la familia Romana (u otra)???? o decir que esta diseñando una familia de estilo Romano???
Por ejemplo:
Es correcto decir que la "familia" tipográfica Times New Roman abarca sus fuentes variantes Regular, Bold, Italic, etc. Entra en la familia tipográfica Romana Antiguo (según DIN 16518 )??

Fer_net

03/4/2015
Excelente!!
Hola muy buena clasificación, pude entender de una manera mas clara las diferencias y conceptos de cda una!
Soy una investigadora novata en el mundo de la tipo y el diseño, cualquier información que me puedas enviar o algún lugar donde conocer mas sobre el tema seria muy bueno para mi.
Gracias!!!!!!